16 diciembre 2007

Angustias

Mención especial en el concurso
Imagen tomada de http://miscelaneademantis.blogspot.com/

Angustias. No pude reprimir la risa al escuchar su nombre, que me repetía a gritos en la pista de una abarrotada discoteca de la capital.

¿Angustias? Angustias, ¡Angustias! Las carcajadas aumentaban con cada repetición, se encallaban en mi estómago, decrecían y volvían a empezar como un disco rallado en un viejo gramófono. No fue un buen comienzo.

¡Angustias!, suspiro, mientras la imagino bajando del vagón que se acerca allá a lo lejos, que se va haciendo grande poco a poco. Mi ilusión crece intentando encontrar su rostro asomado por la ventanilla, adivinando su sonrisa en cada cara que se ve a través del borroso cristal.

Angustias. Lloro. Sus últimas líneas sobre el papel arrugado encima de la mesa, los trazos de su dulce caligrafía infantil anunciando las peores noticias, los temidos presagios cumplidos. No habrá más Angustias para mí; sólo desolación, dolor, ira contenida, impotencia. Angustias se ha ido para siempre.


12 comentarios:

  1. Lo que ven mis ojos.1:45 a. m.

    Y fue entonces que la sensación que me produjo hizo honor a su nombre.

    Genial.
    Besos.

    ResponderEliminar
  2. Äfrica8:02 p. m.

    Pero la angustia se quedaría conmigo algún tiempo, quizás hasta que apareción en mi vida ella: Dulce.
    Menudo nombre! Pero qué dulce vuelve a ser la vida!


    Besitos y feliz navidad! :D
    http://img160.imageshack.us/my.php?image=feliznavidadka9.jpg



    Äfrica

    ResponderEliminar
  3. Cariñooooooooooooo
    No me quepo de gozo
    Que has obtenido una mención especial, ays
    Enhorabuena
    Me ha encantado, si
    Es genial ese juego que has hecho con el nombre
    Y sabes que?
    Que me gusta esa idea de una angustia que ríe.

    Otro beso

    ResponderEliminar
  4. El nombre de una persona es solo un envoltorio, una palabra a veces hermosa, otras triste, otras grotesca, una palabra que guarda un corazón. El nombre de una persona, nunca la define ni la desdibuja, para encontrar un nombre adecuado a nosotros, deberiamos cambiarlo a cada instante, necesitariamos un numero infinito y ni aun así encontrariamos esa palabra.
    He conocido Rosas de olor nauseabundo, Dolores de salud de hierro, Pilares que no pueden sujetarse ni a ellas mismas...y conozco a ALMAS que carecen de la mas mínima sensibilidad, no es mi caso, claro.

    Un beso, has condensado muy bien lo angustioso de llamarse Angustias y lo angustioso de perder a Angustias

    ResponderEliminar
  5. Tesa:
    Gracias.

    Lo que ven mis ojos:
    Esa última carta seguro que hizo honor al nombre de la que la escribió.

    Äfrica:
    Gracias por tu regalo. Tú si que eres dulce.

    Nikté:
    Una angustia que ríe. No lo había pensado así, pero es una buena idea.

    Alma:
    Tienes razón en lo de los nombres. Me acuso de oportunista, pero el nombre venía bien.

    Quiero agradeceros a vosotros, mis lectores, vuestras palabras de ánimo. Sin vosotros, jamás me habría atrevido a presentar ningún relato a concurso.
    Pero especialmente les debo este galardón a dos excelentes personas : Raúl y Virginia, quienes en una divertida velada me animaron a que presentara algo a concurso. Y también a Ana, quien, indirectamente, me facilitó el camino hacia la bitácora de Sergi Bellver.

    Besos y abrazos.

    ResponderEliminar
  6. Anónimo9:09 a. m.

    Déjame pues que por una vez salga de mi cueva sin necesidad de justificarme. El motivo, pues, es honrar al que ya ha sido honrado.
    Enhorabuena, monstruo.

    Pd.- Y yo, cómo que no me entero de estas propuestas?. La próxima vez me avisas

    ResponderEliminar
  7. El anónimo soy yo (Ulrhà)... que he perdido práctica.

    ResponderEliminar
  8. Esa angustia ya la he conocido yo...
    Un beso guapo

    ResponderEliminar
  9. Tres sensaciones diferentes, marcadas por la angustia. ¿Quiere decir eso que todos los sentimientos dan ganas de 'gomitar'?
    Seguramente. Enhorabuena, campeón... Jajajaja.

    ResponderEliminar
  10. Enhorabuena, Juanjo, por tu relato y por tu bitácora. Soy un hermano tuyo de mención diomedeica. Te visitaré a menudo.

    ResponderEliminar
  11. Anónimo10:56 a. m.

    Felicitaciones... más que un nombre, cuantos la llevamos puesta sin llamarnos así. Y a propósito de angustía, hay un Vals peruano que dice: "La angustia de no verte me atormente, me duele con el dardo de la duda, mil cosas, mil sospechas me devoran".
    Un abrazo Juanjo
    Milena

    ResponderEliminar